jueves, 14 de abril de 2011

El sol y la luna

Foto: Viatger

En todo el continente americano existe un mito según el cual el sol, femenino, y la luna, masculina, son hermanos y mantienen una relación incestuosa. Sus encuentros secretos tienen lugar de noche, cuando el sol se introduce silenciosamente en el lecho de su amante; pero, al no poder verlo en las tinieblas, le pinta manchas oscuras en las mejillas para reconocerlo más adelante. Según el mito, esto explica la palidez de la luna.
En otros mitos norteamericanos, el sol es varón y procede de la cabeza cortada de un hombre, mientras que la luna, de caràcter femenino, procede de la cabeza cortada de una mujer.

En Àfrica se cuenta que los cambios cíclicos de la forma de la luna se remontan a la época en la que ésta empezó a presumir de su belleza que, según ella, superaba a la del sol. Enfadado, el Sol hizo añicos a Luna, que desde entonces lo teme y rara vez se atreve a mostrarse entera en el cielo.

Roy, W. (2007) Mitología del mundo. Textcase: Taschen.

2 comentarios:

Montse dijo...

Me encanta saber sobre los mitos y las leyendas, esta es muy interesante.
Me gusta más pensar que la luna es ella y él el sol, romanticismos míos seguramente...

Petons!

Viatger dijo...

Bueno que cada uno/a se escoja el género de los astros que mejor le vaya bien jeje

Petons,
V.